La gastronomía clásica granadina se puede disfrutar en el calor del hogar. Entre los restaurantes que han emprendido esta aventura está Bodegas La Mancha. / Pepe Marín

La gastronomía llama a tu puerta

Tocan unas semanas muy duras para bares, cafeterías y restaurantes. El reparto a domicilio es la única fórmula que les permite seguir trabajando y, a la clientela, disfrutar de su cocina

JESÚS LENS Granada

Es como un déjà vu, pero más atenuado. Noviembre es el nuevo marzo y, de nuevo, bares, cafeterías y restaurantes se han visto obligados a cerrar. Toca volver a desayunar, comer, merendar y cenar en casa, al menos, durante las dos próximas semanas.

¿Qué tal si, estos días, convertimos nuestro hogar en un auténtico paraíso interior, gastronómicamente hablando? Porque el BOJA, tan traído y llevado estos días, nos ofrece un oasis en forma de 'palabros' de origen anglosajón: 'take away' y 'delivery'. O, lo que es lo mismo, comida para recoger en el local y reparto a domicilio. Es necesario, eso sí, adaptarse a los siguientes horarios: no se puede recoger la comida en el local a partir de las 18 horas ni los restaurantes pueden repartir a partir de las 22 horas. Al menos, con los últimos datos normativos en la mano.

Uno de los restaurantes granadinos que con más ahínco se ha volcado al 'delivery' es Faralá, cuyo chef Javier Feixas se hizo acreedor a comienzos de este año de un Sol Repsol. Lo que, allá por primavera, podía parecer una moda pasajera o una tendencia gastronómica de 2020 obligada por las circunstancias, en el caso de Faralá Home ha venido para quedarse.

Su objetivo es que podamos disfrutar en casa de la esencia gastronómica del restaurante Faralá. Y para ello, Feixas se ha basado en tres propuestas básicas, además de llevar a casa otros platos de su carta.

'Gastro' es una selección de platos by Javier Feixas, solo apta para 'foodies' experimentados. Esta semana, por ejemplo, incluye Ostra al natural con velouté de pimientos del padrón escabechados, Mini pastela de cordero y ave, Quisquillada, Ajo-verde de aguacate, concha fina y mezclum de hierbas, Steak tartar de vaca madurada con mostaza verde, Fresas fermentadas con nata de cabra y Chocolate.

'Travel' propone un paseo por el mundo disfrutando de sabores internacionales desde el sillón de casa. En estos momentos se compone de los siguientes platos: Rollito Vietnamita de presa ibérica y salsa de ostras, Sashimi de salmón acompañado de ensalada de algas, Fideos udon con langostinos y papada ibérica, Bao con guiso oriental de pollo y Fresas en vinagre con crema agria para terminar.

'Fun' supone la diversión como hilo conductor. Su objetivo: hacer disfrutar con platos diferentes, que atrapen al primer bocado. Para esta semana, nos podemos divertir con una Pipirrana líquida, Surtido de quesos de Granada acompañado de salaíllas, Cogollos Cesar Cardini, Mejillones en escabeche con manteca colorá, Ceviche de lubina acompañado de pan de gamba, Costilla de cerdo lacadas con salsa barbacoa casera y el toque dulce de la tradicional Tarta de manzana.

Así las cosas, la propuesta Faralá Home cuenta con cuatro packs de platos listos para consumir, atendiendo, los tres primeros a cada una de las premisas anteriores Gastro, Travel y Fun, más un pack extra, 'Green' a base de platos vegetarianos y saludables. Los packs, que además van cambiando cada dos semanas, pueden consultarse en la web del restaurante.

Además, para redondear esta iniciativa, la sumiller y directora de sala del restaurante, Lidia Outeda, ha querido aportar una selección de referencias del mundo del vino a precios reducidos para consumir en casa. Cada pack llevará una recomendación vinícola especial a un precio muy competitivo. Para esta semana hay champán, vinos de blancos y tintos de Granada y otros de Ribera del Duero.

Un consejo: frente a propuestas tan excitantes como esta, conviene romper la monotonía del día a día, también, usando un mantel especial. Comiendo en un espacio diferente de la casa, siempre que sea posible. Sacando esa vajilla tan original que apenas utilizamos. Es una manera sencilla y original de complementar la experiencia gastronómica.

Uno de los restaurantes recomendados por la guía Michelin, Cala, también lleva trabajando varios meses el 'delivery', con propuestas como el ceviche de corvina tropical, que viaja de lujo; sus sensacionales croquetas, que permanecen crujientes por fuera y suaves y cremosas por dentro y sus espectaculares arroces. El meloso con setas, que están de temporada, con mantequilla de trufa; es una inmejorable opción. Y para los amantes del arroz con todo el aroma y el sabor a mar, el arroz meloso de sepia y quisquilla.

El pato, una de las especialidades de Samuel, el chef de Cala, está presente en el ravioli de pato con fresas. Y ojo al tartar de lomo pajuna con encurtidos, que esta raza vacuna de Sierra Nevada cada vez nos da más y mejores sorpresas.

La clave para que la comida viaje bien es ser muy escrupulosos con los horarios. De ahí que cada restaurante haya diseñado un sistema de pedidos, recogida y reparto que, además de cumplir con todos los protocolos sanitarios, permite que los platos lleguen a la mesa en su punto exacto. Informénse bien.

Mostaza Green Burger, del integrante de la Selección Española de Cocina Profesional, Nicolás Sánchez Chica; propone packs diferentes con propuestas como la ensalada César, nachos y la Buguer Irreverente o patatas bravas, nachos y pollo al limón. ¿Y de postre? Su famosa tarta de queso. Además, ofrecen la posibilidad de que cada comensal confeccione su propio menú con distintas especialidades de la casa, desde los entrantes a sus ensaladas –el Green del nombre del local no es casual– y, por supuesto, sus suculentas hamburguesas. Y un detalle importante: tienen menú infantil, algo muy de agradecer en estos tiempos de confinamiento culinario y gastronómico, que los peques de la casa también quieren romper con la rutina.

Para los amantes de la gastronomía clásica, Bodegas La Mancha ofrece la opción de disfrutar en casa de su excelente carta, desde sus tablas frías y calientes a las de ahumados o los embutidos ibéricos de Joselito con los que tan buena relación tienen. Quesos, patés, flamenquines y croquetas y, por supuesto, la mítica Ensalada Titas con salmón, aguacate y jamón Joselito…

Cuando tanto estamos echando de menos la animación de esos bares emblemáticos de toda la vida, los pinchos de tortilla, la ensalada rusa de langostinos o el salpicón de jamón contribuyen a darle un ambiente festivo y bullanguero a nuestra propia casa.

Por diferentes zonas de la provincia también hay restaurantes implantando el 'delivery'. Uno de los más activos es El Gallo de Nívar, que reparte por varios pueblo de la zona como Alfacar, Víznar, Jun, Pulianas, Güevéjar, Cogollos Vega y Chaparral. Se puede disfrutar en casa de sus carnes a la brasa y de raciones de algunos de sus platos más conocidos, como el choto al ajillo, su soberbia morcilla a la caldera, sus campeonísimas croquetas o las singulares patatas fritas a lo pobre. ¡Y el cachopo, que no puede faltar!

En la zona de la Costa Tropical, Zarcillo de Motril puso en marcha el 'delivery' durante el primer confinamiento y lo ha mantenido estos meses. Su carta es enorme, desde entrantes tan marineros como el bocata de calamares con mayonesa, la pastela moruna o la muy mediterránea mousaka de carne y berenjenas a sus pescados, con el tartar de quisquillas con mango como bandera, que para algo Álvaro García es el chef de la quisquilla. Hay distintas variedades de sushi, vinos y un menú infantil muy completo.