Borrar
Renan Oliveira, maestro repostero en su obrador de Maracena, prepara unas suculentas tartas de manzana con Pink Lady. j. l.
A tartazo limpio con las manzanas Pink Lady
Gastrobitácora

A tartazo limpio con las manzanas Pink Lady

Nos fuimos al obrador del repostero Renan Oliveira en Maracena para preparar unos suculentos cupcakes hechos con las manzanas Pink Lady, aprovechando que llega su mejor momento en los campos de cultivo

Jesús Lens

Granada

Necesitas ser suscriptor para acceder a esta funcionalidad.

Viernes, 29 de marzo 2024, 00:50

Necesitas ser suscriptor para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Pelar, cortar, trocear, mezclar, batir, hornear, decorar… La semana pasada hice un alto en el camino, cogí el Metro y me fui a Maracena a hornear pasteles de manzana. Cambiar el teclado por un afilado cuchillo fue un divertido kit kat en el trajín diario que me permitió conocer a Renan Oliveira, un extraordinario maestro repostero que tiene su obrador en la localidad metropolitana, donde hace tartas por encargo además de organizar cursos y talleres de repostería.

La 'culpable' de esta reunión fue Pink Lady, la marca de manzanas que nos citó para compartir una deliciosa mañana al calor del caramelo, la masa, el huevo y la canela. Y es que estamos en pleno arranque de la primavera, días cruciales para los campos de manzanos de Pink Lady en España, inmersos en el momento más determinante del año para esta fruta.

En este mes se sucede en los terrenos de Lleida y Girona un bello y efímero paisaje al dar comienzo la floración de sus frutales. Un espectáculo de la naturaleza que solo pueden disfrutar unos pocos privilegiados y en el que el cuidado y el mimo de los productores locales es básico para garantizar la conversión de las flores en frutas. A ello se suma la llegada de la primavera, una sinfonía de olores, colores y sonidos en la que los animales, y en especial los insectos polinizadores, velan año tras año por que el entorno natural mantenga su equilibrio y el ecosistema se conserve intacto temporada tras temporada.

A ese paisaje responde la tarta que preparó Renan y los cupcakes que nosotros tratamos de imitar. Una tarta fresca, perfecta para festejar cualquier evento y protagonizada por las manzanas más especiales del sector hortofrutícola. Y es que la tarta Flor Pink Lady del repostero Renan Oliveira cuenta una historia, la de la floración, que se percibe en su diseño y elaboración. Gracias al sabor y aroma de las manzanas Pink Lady, este postre tiene toques dulces, ácidos y suaves, que se unen a un aroma embriagador, que nos transporta a esos campos de Lleida y Girona en esta época. «Para mí, la repostería es una forma de expresar arte y creatividad. Te permite jugar con los colores, los sabores, las texturas… Es magia», explica Renan.

Asentado en Andalucía desde hace más de diez años, Oliveira decidió dejarlo todo –estudiaba Psicología– para dedicarse a su pasión, la repostería. Renan Oliveira forma parte de la familia Pink Lady desde 2020, cuando colaboró por primera vez con la marca. Desde entonces, ha desarrollado de la mano de la asociación recetas y vídeos en directo para los amantes de esta fruta. «Pink Lady ha sido una marca que siempre ha creído en mi trabajo y que desde el principio ha estado a mi lado apoyándome como chef.

Esa receta está inspirada en todo lo que Pink Lady representa: desperdicio cero, buen sabor, belleza, color y alegría en cada bocado», explica el pastelero. La tarta Pink Lady by Renan Oliveira es una edición limitada, que puede comprarse previo encargo en el obrador de Oliveira (calle Montevideo, 14) a 80 euros durante todo el mes de abril. Los más cocinillas también pueden elaborarla siguiendo los pasos de la receta, que se compartirá en las redes sociales de Pink Lady y del propio pastelero.

Las Pink Lady son unas manzanas únicas en el mundo, resultado del cruce entre las variedades Golden Delicious y Lady Williams. Cultivadas en España respetando el proceso natural de los manzanos y sometidas a una rigurosa selección final, destacan por unas excepcionales cualidades, como es su seductor color rosado, un aroma irresistible, una textura crujiente y un sabor especial, dulce y rico en matices. En definitiva, el equilibrio perfecto entre la acidez y la dulzura, el color más irresistible y el producto más versátil y saludable para nuestra dieta.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios