Maestros Culinarios

Canelones de carrillada reducida en Alhambra 1925 de La Cueva de 1900

Raúl Quiles, chef ejecutivo de La Cueva de 1900, preparó uno de los platos que sirven en los establecimientos de la cadena granadina

ALBERTO FLORES

La Cueva de 1900 es un lugar perfecto para degustar tradición en cada uno de los bocados que ofrecen. Aunque a esa tradición siempre buscan ofrecer ciertos toques de modernidad con los que catapultan a sus creaciones hacia el éxito. Un ejemplo de ello son sus canelones rellenos de carrillada confitada a baja temperatura en su jugo durante 24 horas.

Una elaboración que fue la elegida por Raúl Quiles, chef ejecutivo de La Cueva de 1900, para su participación en Maestros Culinarios, el evento gastronómico que llega de la mano de IDEAL y Cervezas Alhambra. El chef mostró la realización de la receta, que comenzó con el cocinado de la pasta de los canelones y la preparación de una salsa de tomate y calabaza.

La carrillada, una vez cocinada a baja temperatura en su jugo durante 24 horas, debe ser desmigada. Y uno de los secretos de este plato tiene que ver en su reducción, ya que Raúl utilizó una cerveza Alhambra 1925 para dar un toque especial a la carne.

Para montar el plato el cocinero utilizó la salsa de tomate y calabaza como base. Sobre ella colocó los canelones y los cubrió con una bechamel y un poco de queso manchego semicurado. Con todo preparado, gratinó los canelones durante 5 minutos en el horno y finalizó añadiendo un poco de cebollino picado por encima.