Solomillo al whisky, un clásico extendido por Andalucía

Solomillo al whisky, un clásico extendido por Andalucía

ANA MARÍA GUTIÉRREZ GARCÍA

El solomillo al whisky es una tapa que surgió en Sevilla, pero que no tardó en extenderse y ahora es habitual encontrarla por toda Andalucía. Se trata de un plato muy fácil y sencillo de hacer que consiste en unos medallones de solomillo de cerdo que, una vez marcados, se cocinan con whisky, caldo y bastantes ajos. Se sirve con patatas fritas. Nosotros lo preparamos habitualmente en casa. Espero que a vosotros también os guste y que os animéis a hacerlo, que es muy agradecido.

Ingredientes

-2 solomillos de cerdo

-1 cabeza de ajos

-Sal

-Pimienta

-Aceite de oliva virgen extra

-200 ml de whisky

-200 ml de caldo de pollo

-Unas gotas de limón

-Maizena o harina fina de maíz

Elaboración

-Cortamos los solomillos en medallones y los salpimentamos, los cocinamos vuelta y vuelta en la cazuela con un poco de aceite de oliva virgen o virgen extra, sacamos y reservamos.

-Golpeamos los ajos enteros y sin pelar con la hoja del cuchillo y los añadimos a la cazuela. Cuando comiencen a dorarse, añadimos el whisky, dejamos un par de minutos y ponemos el caldo junto con unas gotas de limón.

-Incorporamos un poco de maizena diluida en agua. Según os guste la salsa, más o menos espesa, podéis añadir más o menos cantidad.

-Añadimos la carne que teníamos reservada junto con el jugo que haya soltado y lo cocinamos unos quince minutos.

-Ya tenemos listos nuestros solomillos. Lo ideal es acompañarlos con unas patatas fritas, pero podéis ponerle lo que más os guste.